Somos UCM

La UCM integra saberes con comunidades indígenas

La Universidad Católica de Manizales reconoce la multiculturalidad del contexto en el que está, por eso la comunidad constantemente quiere aprender de otros y tejer sociedad.

Publicado el 28 de febrero de 2020
Categorías:

Dirección de Investigaciones y Posgrados – Dirección de Extensión y Proyección Social

La Dirección de Investigaciones y Posgrados, por medio de los grupos de investigación, y la Dirección de Extensión y Proyección Social, desarrollan un programa de la mano con comunidades indígenas de Riosucio y Supía, el cual culminará en el año 2021.

El programa de investigación y proyección social “Tejiendo narrativas y significados del conflicto armado, la memoria y la transformación en el resguardo indígena de origen colonial Cañamomo Lomaprieta, Riosucio, Caldas”, está compuesto por diferentes proyectos, y tiene como objetivo comprender las narrativas, los significados del conflicto armado, la memoria y la transicionalidad en este resguardo indígena.

Los investigadores UCM y la comunidad acordaron trabajar diferentes ejes temáticos, entre ellos la salud, educación y territorio, con el fin de comprender las afectaciones del conflicto armado que se dieron en el resguardo.

Desde la Universidad se propuso fortalecer y generar capacidades sociales y políticas, alrededor de esos tres temas. “Este programa se enfoca en un marco intercultural. Ellos poseen una cultura atravesada por su identidad Embera Chamí y nosotros tenemos otra cultura que es más una lógica académica. Entonces cómo entra este diálogo de saberes, lo que implica escuchar al otro, comprender las dinámicas de construcción y todos sus conocimientos” explicó Mauricio Orozco Vallejo, coordinador del Núcleo de Estudios en Memoria y Paz.

Ejes temáticos

Educación: la comunidad ya contaba con un modelo pedagógico propio y lo que plantean es que se vea reflejado en las prácticas educativas de las instituciones del resguardo. También se han hecho talleres con etnoeducadores, para identificar prácticas a partir de una observación y así crear un material pedagógico que dé cuenta de esas actividades.

Salud: se buscan recuperar los saberes de la medicina tradicional de ellos, para convertirlos en un tema enseñable para las nuevas generaciones, trabajando con sobanderos, parteras y médicos tradicionales, y así identificar las prácticas alrededor de estos conocimientos.

“Hay comprensiones interesantes, por eso queremos ayudarles a generar materiales pedagógicos, tener programas de radio y fortalecer la escuela de parteritas y de médicos tradicionales” enfatizó el investigador UCM.

Territorio: la identidad que tienen como indígenas se ve reflejada en prácticas en el territorio, no solo geográfico y físico, sino que es un asunto de orden simbólico, donde recrean sus prácticas culturales. En el resguardo tienen una compresión distinta del territorio, la propiedad no es privada, sino colectiva. “La idea es tratar de entender el uso y la apropiación de la tenencia de la tierra en el resguardo” afirmó Orozco Vallejo.

Paz: hemos pretendido acompañar la Escuela de Mujeres Sabias por el Territorio, donde participan 32 mujeres, una de cada comunidad del resguardo, y a partir de una metodología que denominan “tulpas”, que es la figura ancestral que ellos utilizan para encontrarse y generar diálogos intergeneracionales, se trabajan temas de economías y pedagogías propias, y los proyectos comunitarios que ellas tienen que sustentar, para que la Universidad pueda certificar esos trabajos por medio de un diplomado.

En la Escuela de Paz trabajan con la Asociación de Víctimas de Riosucio, recogen experiencias importantes como la historia de la asociación, las prácticas, saberes y costumbres, para ponerlo todo en La Casa de la Memoria.

Memoria: “nos hemos concentrado en recuperar lo que pasó en la masacre del año 2001, porque fue la primera que ocurrió en ese resguardo. Allí asesinaron al médico tradicional, que también había sido un gobernador, entonces generó miedo, desplazamiento forzado y todavía hay un desaparecido” argumentó Mauricio.
Los investigadores UCM también quieren recobrar las experiencias de las mujeres recuperadoras de tierra, algo muy significativo en el resguardo, ya que en términos territoriales han hecho mucho, tanto que se denominan como un cabildo de origen colonial.

Desde la Dirección de extensión y Proyección Social de la UCM apoyan el proceso de la Escuela de Mujeres, los talleres con etnoeducadores, la construcción del plan pedagógico, programas de radio, todo lo que implica la intervención y el fortalecimiento de habilidades.

Emprende UCM también se involucra, por medio de las escuelas de mujeres, para conocer los proyectos y potenciar a los que puedan ser objeto de acompañamiento desde la Universidad.

Metas

“La idea es presentar el informe de esclarecimiento de la verdad, fortalecer la Casa de la Memoria, no solo monumentalizar, sino tener unos sabedores o gestores culturales que permitan dinamizar ese espacio para que llamen la atención de los jóvenes” explicó el coordinador del Núcleo de Estudios en Memoria y Paz.

Entre sus tareas también está seguir certificando las otras cohortes de la Escuela de Mujeres, sistematizar esa experiencia, crear productos de investigación, hacer el libro como resultado por cada uno de los ejes y otro en los que se unirán los cinco temas.

Seguir acompañando el resguardo con procesos académicos, políticos y sociales, generar propuestas que permitan el fortalecimiento de la organización en términos de la etnoeducaicon, medicina ancestral, para que pueda circular el conocimiento, también son objetivos de los involucrados en este gran programa.

Pares

Los siete investigadores, que forman parte de los grupos de investigaciones ALFA, EFE, Anthropos, LUPA y GRIEN, cuentan con tres asistentes de investigación y once pares en el resguardo indígena, con quienes pueden construir productos de manera conjunta.

No nos hemos quedado con la lógica de que solo nosotros investigamos, sino que desde allá también lo hacen, por medio de la Asociación de Víctimas, mujeres y delegados de derechos humanos del resguardo, entre otras organizaciones internas

La relación con las personas del resguardo es horizontal, lo que ha generado más confianza entre los investigadores y la comunidad de Cañamomo Lomaprieta. “Nosotros somos muy privilegiados, porque ellos han sacado otras instituciones de allá, porque sienten que se aprovechan. Con nosotros siempre están enterados de lo que hacemos, para garantizar la confianza y que el programa se pueda desarrollar de esa misma forma”.

Aprender de otras culturas

En el resguardo indígena hay 21.461 personas y 7.479 familias y lo que más admiran los investigadores es la capacidad de organización para los asuntos de la comunidad, la generación de acciones y la comprensión de la naturaleza.

“Nosotros, por la lógica moderna, generamos más distancia de la naturaleza y la usamos como medio o recurso, ellos se sienten como parte de la naturaleza. La medicina tradicional es muy interesante de comprender, identificar, analizar la lógica de los ciclos de vida, en términos de experiencias de paz y defender sus derechos, eso nos enseña mucho”.

La UCM con las comunidades

Desde el resguardo reconocen el acompañamiento que la UCM realiza en esa comunidad.

Tuvieron una asamblea y nos invitaron. Fuimos la única institución externa que estuvo allí. Desde el saludo de la gobernadora se reconoce la participación de la Universidad por la constancia. La Asociación de Mujeres nos recibe, porque cada 15 días estamos con ellas

Uno de los mayores agradecimientos de esa comunidad es lograr que se certifique la Escuela de Mujeres, porque más allá de lo académico, es el reconocimiento de su labor. “Nosotros lo entendemos, porque no nos paramos en la lógica de investigarlos a ellos, sino hacer la investigación con ellos, no solo frente a lo que nos interesa, sino a lo que ellos también les importa. Es un beneficio mutuo y eso garantiza que el relacionamiento sea tan importante” concluyó el investigador UCM.

 

Laura González Rivera  / dircom@ucm.edu.co

. . .

WhatsApp WhatsApp +57 3113477649