Somos UCM

Creo en la “completencia”

Lorena, creadora del estudio creativo Paperlo, insiste en colorear la vida de energía y positivismo, además de creer en el aporte que puede realizar cada persona desde su quehacer a la sostenibilidad. Es estudiante del programa de Publicidad de la UCM y está absolutamente convencida de que emprender vale la pena.

Publicado el 11 de mayo de 2017
Categorías:

Lorena Duque Benítez, una apasionada por el diseño, empezó a experimentar desde  edad muy temprana con el mismo. En octavo grado del colegio ya había aprendido a manejar Photoshop, herramienta fundamental en la profesión de diseñadores gráficos, visuales e incluso publicistas y que pudo afianzar luego de cursar un programa técnico en Diseño Gráfico. Al terminar sus estudios quiso probar suerte en Bogotá pero regresó pronto a Manizales para concentrarse en su trabajo.

Paperlo es el nombre de su empresa, para la cual se perfila desde ya como directora creativa. El diseño gráfico, el copywriting y las relaciones públicas son saberes que hacen parte de la multidisciplinariedad propia de la Publicidad, carrera que actualmente cursa y está próxima a terminar en la UCM. Cuenta con un taller en el centro de la ciudad y otro en su hogar y, como no podía quedarse atrás con el tema de las nuevas tecnologías, creó una página web con tienda virtual, medio a través del cual vende productos a nivel nacional e internacional.

“No creo en la competencia, creo en la completencia”; se trata de complementarse antes que pensar en competir, ¿qué tengo yo que necesitas tú? y ¿qué tienes tú que necesito yo?

Para Lorena, Paperlo, más que una marca, es una manera de comunicarse mediante el diseño, la creatividad y la sostenibilidad aplicados en todo lo que tocamos, consumimos y hasta en una simple conversación. Igualmente percibe el diseño como una fuente para el crecimiento personal, una herramienta de expresión y un vehículo de comunicación que se traduce en nuevos productos.

Aunque la impresión digital es clave en Paperlo, Lorena sabe que el éxito radica en rescatar el trabajo hecho a mano, así que lo asume como un reto, como un objetivo para explotar todos los recursos que se encuentran al alcance y poder plasmarlos en algo tangible. Y como todo trabajo manual requiere de elementos artesanales como cartón, pintura y materiales amigables con el medio ambiente, exhorta la necesidad de transmitir ideas sostenibles utilizando el diseño como medio.

Desde que abrió su taller procuró establecer una comunicación más cercana con sus clientes, ya que entiende que es necesario saberlos descifrar. “Como humanos tenemos la capacidad de conectar con las personas que se encuentran a nuestro alrededor”, y en esto radica el plus de Paperlo, en tomar la idea del cliente y transformarla en el producto deseado.

En el año 2012 escuchó sobre la Unidad de Emprendimiento de la UCM y aprovechó el espacio para participar en el Semillero de Emprendimiento, realizar la práctica profesional y optar por la modalidad de grado. Adicional a eso, participó en una de las ferias de emprendimiento realizadas por la Institución y en el concurso Eureka!, el cual ofrece acompañamiento y fortalecimiento de iniciativas empresariales para la comunidad universitaria.

Tiene un lema muy especial: “no creo en la competencia, creo en la completencia”; se trata de complementarse antes que pensar en competir, ¿qué tengo yo que necesitas tú? y ¿qué tienes tú que necesito yo?. Por eso no ve la hora de terminar la carrera y dedicarse por completo a Paperlo. Ella es Lorena Duque, una persona que se expresa con pasión, ama su trabajo, se reinventa cada día y piensa en grande.

Por: Juan Pablo Arbeláez Aristizábal. jarbelaez@ucm.edu.co

En la UCM vivimos la cultura de la calidad

La Universidad Católica de Manizales en el contexto de su proceso de autoevaluación institucional con fines de acreditación, hace vida y visibiliza resultados concretos de su apuesta y compromiso con la calidad. Con su campaña de sensibilización y fidelización a lo largo de estos dos años, nos invitó y nos sigue invitando a participar, porque si cada uno de los integrantes de la comunidad universitaria lo hace, entonces unidos avanzamos por el camino…

Publicado el 22 de enero de 2019
Categorías:

La Universidad Católica de Manizales en el contexto de su proceso de autoevaluación institucional con fines de acreditación, hace vida y visibiliza resultados concretos de su apuesta y compromiso con la calidad. Con su campaña de sensibilización y fidelización a lo largo de estos dos años, nos invitó y nos sigue invitando a participar, porque si cada uno de los integrantes de la comunidad universitaria lo hace, entonces unidos avanzamos por el camino correcto, camino que para nosotros se hace animados por el amor a la institución y por la búsqueda de la excelencia, como bien lo reza el lema de la institución: la UCM “Un proyecto de amor que apunta a la excelencia”.

Para todos los lectores de esta edición de Obelisco, uno de los impresos de la UCM, mi gratitud y agradecimiento de corazón por involucrarse y desde los principios de participación y corresponsabilidad acompañar a la institución en todos estos procesos de calidad, cuyo modelo de autoevaluación nos llevó a recorrer y vivir seis fases, que hoy nos permiten compartir esta información con todos.

Los resultados que hoy visibilizamos son el logro y los retos de todos: estudiantes, graduados, profesores, administrativos, personal de apoyo, directivos, aliados y toda la Congregación que acompaña a esta, su única obra de educación superior en el mundo. A las hermanas vicerrectoras y sus equipos, al equipo de Rectoría y a la Comisión Institucional de Autoevaluación y Acreditación Institucional, mil gracias por su compromiso, responsabilidad y sentido de pertenencia a una institución que sabe de tradición y de respuestas nuevas a las necesidades del contexto, a las necesidades de las personas, aquellas que están en el centro de nuestros procesos académicos y administrativos.

Hoy miramos la UCM a partir de un ejercicio noético que nos permite ver, pensar y decidir; iluminamos su recorrido, su historia que teje su pasado, su presente y su futuro a partir de un ejercicio de verdad y caridad que parte de un corazón contemplativo e inteligente y nos disponemos a actuar desde un ejercicio de compasión que nos compromete con el mundo y sus causas más justas, con el destino común de la humanidad.

Por último, mi agradecimiento con sabor a eternidad, en este presente-presente, al Dios providente de Marie Poussepin que nos acompaña y nos lleva de la mano siempre, que nos mira con amor incondicional y que anima nuestra misión educativa para desarrollarla con pasión, con compromiso, como apuesta por la humana humanidad y todo cuanto vive y respira.

 

Hna. María Elizabeth Caicedo Caicedo O.P. Rectora UCM

. . .

WhatsApp WhatsApp +57 3113477649