Somos UCM

Cafeína como indicador de contaminantes

El doctor Marco Tadeu Grassi, procedente de la Universidad Federal de Paraná, fue el último de los ponentes en el Curso Internacional sobre Contaminantes Emergentes. Su charla “Cafeína como indicador y trazador de Contaminantes Emergentes” tuvo como eje central el uso indiscriminado que le damos a la cafeína.

Publicado el 7 de mayo de 2017
Categorías:

Tras finalizar su ponencia, el brasileño, exdirector de la división de Química Ambiental de la Sociedad Brasileña de Química y ahora editor del periódico Química Nova, Marco Tadeu Grassi, habló con la Unidad de Marca de la UCM. 

¿Por qué es importante la cafeína como indicador y trazador de contaminantes emergentes?

Lo que nosotros estamos haciendo aquí es una primera radiografía, pero hay que profundizar mucho más pues este es un primer escenario donde determinamos si es un tema que necesitamos tratar o no. Nosotros encontramos cafeína porque Brasil es un país muy grande y las personas viven con influencias y costumbres muy distintas dependiendo de la región. Hay sitios más fríos, otros más calientes, donde llueve más, donde llueve menos, hay capitales en la costa, otras en la selva, y sin importar esto encontramos cafeína en el 99% de las muestras.

Esta situación se presenta en San Pablo que es una ciudad gigantesca, pero también pasa en Palmas que es una ciudad como Manizales ubicada en el estado de Tocantins; no es un pueblo pero tampoco una capital. Esto un problema común para nosotros en Brasil independiente dónde vivamos. Debemos llamar la atención por un problema que es serio y que todo el mundo está tratando de resolver y buscar soluciones. Los que vivimos en la parte alta de la montaña tenemos el agua muy pura y muy difícilmente vamos a tener un agua residual, pero los que viven en la parte baja si no hacemos tratamiento de agua les toca tomarla turbia.

El triclosán, que es un biocida, aparece en grandes cantidades en las cremas dentales y es uno de los compuestos sospechosos de generar efectos negativos

¿El tratamiento de aguas residuales maneja la misma técnica para todos los componentes como la cafeína, los medicamentos, entre otros?

Para nosotros en Brasil es el mismo. El tratamiento de aguas residuales tiene un objetivo que es la parte sanitaria; un aspecto a tratar es estabilizar la materia orgánica y el otro es sacar del agua los microorganismos que causan enfermedades que tienen vectores hídricos. El tratamiento de aguas en Brasil necesitaría de una tercera etapa que sería la degradación o remoción de los microcontaminantes pero es muy costoso, entonces allí no tratan ni los residuales para eliminar la materia orgánica ni los microrganismos que provocan las enfermedades.

Si lo que buscamos es eliminar todos esos compuestos del agua, ¿por qué consumimos productos que están llenos de ellos?

Hay estadísticas que dicen que hace 20 años una persona, antes de salir de la casa, usaba tres tipos de productos, mientras que hoy se usan siete. Por ejemplo un filtro de protección solar, un humectante, un perfume, el champú, el jabón, la crema de dientes, entre otros. El triclosán, que es un biocida, aparece en grandes cantidades en las cremas dentales y es uno de los compuestos sospechosos de generar efectos negativos. Las cremas dentales con sabor para niños que están hechas para ser digeridas tienen altas dosis de triclosán y así mismo la cantidad de productos que usamos hoy es demasiado grande y no tenemos idea de las sustancias que los componen; el sector químico trabaja generalmente colocando en el mercado cerca de 1500 sustancias diferentes al año.

Por: Juan Pablo Arbeláez Aristizábal. jarbelaez@ucm.edu.co

En la UCM vivimos la cultura de la calidad

La Universidad Católica de Manizales en el contexto de su proceso de autoevaluación institucional con fines de acreditación, hace vida y visibiliza resultados concretos de su apuesta y compromiso con la calidad. Con su campaña de sensibilización y fidelización a lo largo de estos dos años, nos invitó y nos sigue invitando a participar, porque si cada uno de los integrantes de la comunidad universitaria lo hace, entonces unidos avanzamos por el camino…

Publicado el 22 de enero de 2019
Categorías:

La Universidad Católica de Manizales en el contexto de su proceso de autoevaluación institucional con fines de acreditación, hace vida y visibiliza resultados concretos de su apuesta y compromiso con la calidad. Con su campaña de sensibilización y fidelización a lo largo de estos dos años, nos invitó y nos sigue invitando a participar, porque si cada uno de los integrantes de la comunidad universitaria lo hace, entonces unidos avanzamos por el camino correcto, camino que para nosotros se hace animados por el amor a la institución y por la búsqueda de la excelencia, como bien lo reza el lema de la institución: la UCM “Un proyecto de amor que apunta a la excelencia”.

Para todos los lectores de esta edición de Obelisco, uno de los impresos de la UCM, mi gratitud y agradecimiento de corazón por involucrarse y desde los principios de participación y corresponsabilidad acompañar a la institución en todos estos procesos de calidad, cuyo modelo de autoevaluación nos llevó a recorrer y vivir seis fases, que hoy nos permiten compartir esta información con todos.

Los resultados que hoy visibilizamos son el logro y los retos de todos: estudiantes, graduados, profesores, administrativos, personal de apoyo, directivos, aliados y toda la Congregación que acompaña a esta, su única obra de educación superior en el mundo. A las hermanas vicerrectoras y sus equipos, al equipo de Rectoría y a la Comisión Institucional de Autoevaluación y Acreditación Institucional, mil gracias por su compromiso, responsabilidad y sentido de pertenencia a una institución que sabe de tradición y de respuestas nuevas a las necesidades del contexto, a las necesidades de las personas, aquellas que están en el centro de nuestros procesos académicos y administrativos.

Hoy miramos la UCM a partir de un ejercicio noético que nos permite ver, pensar y decidir; iluminamos su recorrido, su historia que teje su pasado, su presente y su futuro a partir de un ejercicio de verdad y caridad que parte de un corazón contemplativo e inteligente y nos disponemos a actuar desde un ejercicio de compasión que nos compromete con el mundo y sus causas más justas, con el destino común de la humanidad.

Por último, mi agradecimiento con sabor a eternidad, en este presente-presente, al Dios providente de Marie Poussepin que nos acompaña y nos lleva de la mano siempre, que nos mira con amor incondicional y que anima nuestra misión educativa para desarrollarla con pasión, con compromiso, como apuesta por la humana humanidad y todo cuanto vive y respira.

 

Hna. María Elizabeth Caicedo Caicedo O.P. Rectora UCM

. . .

WhatsApp WhatsApp +57 3113477649