Lo más destacado

La UCM tiene el mejor judoca

Balancear la vida entre una carrera profesional y el entrenamiento de alto rendimiento, es una tarea que implica disciplina y muchos esfuerzos. Daniel Mideros lo sabe, y por eso es el actual campeón del Zonal de Judo que se realizó el pasado 22 de agosto en Pereira.

Publicado el 27 de agosto de 2015
Categorías:

Disciplina y compromiso son los pilares del estudiante de Ingeniería Ambiental, Daniel Mideros Ospina. Su filosofía de vida es lograr una estabilidad y equilibro entre el espíritu y el entorno. Por eso, en un deporte que exige tanta fuerza y contacto como el judo, se debe trascender esa idea de ‘agresividad’ que perciben algunos espectadores y convertirla en un ritual de contacto en el que se sabe manejar la energía y se comprende el movimiento preciso del cuerpo.

A los 13 años, Daniel vio por primera vez una exhibición de judo que hicieron en su colegio. Desde entonces, no ha dejado de entrenar en esta disciplina que le ha regalado, por igual, momentos buenos y fracasos que le enseñan a ser mejor.

Pero han sido estos últimos días los que han representado un momento inmejorable para él, ya que se alzó como campeón de la categoría 81 kilogramos en el último zonal de esta disciplina realizado en la ciudad de Pereira, el pasado 22 de agosto.

“El judo me ha dado una mirada interior más conciente; he aprendido a adaptarme, a ser disciplinado, a entender mi corporalidad y a tener buena salud”, asegura Daniel.

Después de esta presea dorada que lo tiene a un paso de los Nacionales de Judo, Daniel quiere fijarse nuevas metas para entrenar más fuerte. Trotar todos los días a las 5:00 a.m., ir al gimnasio, cumplirle a las prácticas de fútbol americano y atender los compromisos con su carrera, seguirán siendo sus principales medidores en el día a día. Mientras tanto, su sencillez, sus rastas y su franca sonrisa seguirán intactas.